Powered by ProofFactor - Social Proof Notifications

Conoces la Electroestimulación: ventajas y desventajas

Se ha puesto de moda últimamente el tema de la electroestimulación o EMS, y mucha gente se piensa que ha llegado por fín el futuro, que por fín van a poder estar en forma sin sudar o sin sufrir. Y aunque hayan proliferado como caracoles en otoño una cantidad ingente de centros donde se ofrece este servicio e incluso éste sea el único servicio que ofrece, eso no significa que este método para estar en forma sea el idóneo.

Hablemos pues de ello.

Un electroestimulador se trata de un aparato cuya función, mediante programas determinados ya preestablecidos, es reclutar fibras musculares mediante impulsos eléctricos. Esto da como resultado una contracción involuntaria del músculo, ya que el impulso eléctrico no proviene desde el cerebro sino desde el aparato externo.

No vengo a hablar sobre los tipos de programas que ofrece la EMS o qué aparato es mejor que otro. Quiero hablar si de verdad funciona este sistema, si es bueno, si es malo, etc…

VENTAJAS DE LA ELECTROESTIMULACIÓN

– Ahorro de tiempo a la hora de entrenar porque una sesión de ejercicio físico usando un electroestimulador biotraje equivale al doble de tiempo.
– Recomendado para rehabilitación de lesiones debido a un trabajo muscular localizado y posibilidad de fortalecer la zona sin necesidad de comprometer la estabilidad local debido a que no es necesario moverse y no se producen impactos.
– No carga las articulaciones.
– En cuanto a hipertrofia muscular su acción es muy eficaz.
– Facilita la recuperación muscular tras un entrenamiento intenso.
– No produce sofoco o agobio característico del ejercicio aeróbico.

DESVENTAJAS DE LA ELECTROESTIMULACIÓN

– Es un sistema caro, ahora cada vez menos, pero sigue siendo caro el precio que pagas por ponerte un aparato en el cuerpo.
– Al tratarse de un estímulo externo se pierde totalmente la oportunidad de mejorar la coordinación intramuscular, es decir, la calidad de la conexión neurona-fibra muscular (unidad motora).
– Sólo trabaja el músculo, por lo que el resto de elementos del cuerpo como ligamentos, huesos, fascias, etc… No trabajan al mismo nivel y se puede desarrollar una descompensación funcional.
– Al tratarse de estímulos eléctricos fuertes externos, se puede llegar al caso de producirse una rabdomiliosis (exceso de intensidad para la que tu cuerpo no está preparado) la cual puede ser mortal, por lo que la supervisión de un experto entrenador personal es de vital importancia.
– No es apto para personas con problemas cardíacos, o que afecten a la sangre, con marcapasos y mujeres embarazadas.
– Es aburrido y no disfrutas del movimiento del ejercicio físico, esencia de la vida.
– Las mejoras que se producen son poco transferentes a la vida real o al deporte en concreto, y además dependes del aparato para seguir entrenando.
– Pese a la insistencia de algunos centros sobre que la EMS actúa sobre las fibras internas de los músculos, la realidad es que al ser un estímulo externo el impulso eléctrico se queda en la periferia. Si quieres trabajar todas las fibras entonces realiza ejercicio físico sin EMS, para así producir impulsos nerviosos internos.
– Acostumbras al cuerpo a trabajar en situaciones que nunca se van a dar salvo que uses un electroestimulador.
– No trabajas adecuadamente la fuerza específica de algún gesto técnico de tu deporte, ya que esto requiere coordinación como aspecto fundamental para una correcta técnica.
– Desacostumbras al organismo a trabajar conjuntamente durante un esfuerzo físico, lo que lleva a posibles desajustes fisiológicos y hormonales en el momento en el que sí que necesites realizar algún movimiento físico sin usar electroestimulación.

Tiene sus ventajas y sus desventajas. Tú decides a qué le das más importancia.

Pero ten una cosa en cuenta (esto ya es opinión personal): Jamás, en ningún aspecto de la vida, la meta o el éxito llega de forma fácil. Hay que currarse las metas que uno se propone. Jamás se ha dado la situación de que exista un método (ya sea deportivo, profesional, etc…) que sea la solución definitiva.

Esfuerzo + constancia = ÉXITO

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

[]